Consejos para montar una habitación infantil perfecta

Aunque puede parecer un tema meramente estético, son muchos los argumentos a favor de planificar bien el diseño de la habitación de nuestros hijos e hijas. Actualmente, se sabe de la importancia que tienen los espacios en el bienestar de las personas, llegando a influir en su estado de ánimo e incluso en su desarrollo. 

La habitación de los peques es uno de los lugares de la casa donde van a pasar más horas, donde van a descansar y relajarse, a jugar y aprender, … Es por eso que tenemos que procurar ofrecerles un entorno de seguridad en el que puedan sentirse a gusto y sin miedos, de manera que puedan desarrollar al máximo sus capacidades.

Un espacio adecuado para los más pequeños, no es sinónimo de gastar mucho dinero. Por supuesto, no os voy a mentir, hay en el mercado un sinfín de opciones preciosas para crear y decorar las habitaciones de nuestros hijos que seguro que harán que se nos caiga la baba. Aún así, no hay que desesperar. Veremos que hay muchas ideas y propuestas al alcance de todos, pequeños cambios que puedes lograr sin una gran inversión que harán de la habitación de vuestros hijos, un sitio bonito, práctico y adaptado a sus necesidades.

Con la intención de ayudaros a crear este lugar especial para niños y niñas, os dejo a continuación aquellos consejos que debéis tener en cuenta a la hora de diseñar una habitación infantil.

> Paredes claras

como montar una habitación infantil

Ya dispongáis de una habitación de gran tamaño como de un espacio más reducido, pintar las paredes de colores claros le va a dar mucha más amplitud y luminosidad a la estancia.  Una base en tonos blancos o grises, beiges… muy claritos es una elección perfecta para hacer de la habitación de los peques un lugar cálido y confortable, además de favorecer la concentración. Por el contrario, colores muy estridentes o demasiados estímulos en las paredes, pueden generar cierto nerviosismo. Si no tenéis las paredes pintadas en tonos claros, veréis que solo aplicando este pequeño cambio, la habitación va a dar un vuelco muy interesante

Pero sé que para algunos, eso de pintar una habitación infantil de blanco y ya, no va con vosotros. Que opináis que los niños necesitan color, alegría, … bien, hay muchas maneras de aportar un ambiente amplio, armonioso y, a la vez, darle un toque infantil. Unos pequeños topos o triángulos de colores pastel pueden aportar a la habitación de nuestros hijos e hijas un toque de lo más divertido sin perder los beneficios de la pared blanca de la que hablábamos.

Otra opción son los vinilos o cuadros con alguna imagen o detalle infantil. Hay muchísimos y muy bonitos. A precios muy variados. Simplemente tenéis que buscar el que encaje más con vuestros gustos y los de vuestro hijo o hija y tener en cuenta el espacio (recordad, tiene que ser un detalle que le dé un toque a la estancia, no algo que ocupe mucha superficie).

> Mobiliario útil

Sabemos que los niños y niñas suelen acumular una gran cantidad de juguetes. Tener un lugar para cada cosa y respetarlo será la única manera de mantener todos los materiales de nuestros hijos bien recogidos, con lo cual les ayudamos a desarrollar buenos hábitos de organización y, de paso, favorecemos un ambiente más tranquilo y ordenado para su habitación. 

Lo ideal es tener muebles bajos para colocar los juguetes de manera que queden a la altura de los niños. De esta manera, ellos pueden disponer de un acceso libre tanto para su uso, como para ordenarlos una vez el juego haya terminado. Estos muebles, además, servirán a su vez como almacén y expositor, una opción perfecta para que los peques puedan tener sus creaciones  a la vista. 

En el caso de no disponer de este tipo de muebles, podemos optar por dejar en la zona inferior para aquellos juguetes que tengamos al uso y en la zona de más altura (a la que no llegan los pequeños), colocar cajas textiles o de elementos naturales como la rafia, para guardar juguetes, ropa, … que no tenga que estar al alcance de nuestros hijos.

> Tipo de cama

En un momento se pusieron muy de moda las estructuras convertibles que se iban adaptando a los niños y niñas según la edad. Si bien algunas de estas són una preciosidad, hay que tener en cuenta que los precios suelen ser elevados y las opciones que nos aportan a medida que crecen nuestros hijos, bastante limitadas.

Una vez más, os propongo que optemos por la sencillez, ya que una estructura demasiado grande va a ocupar mucho espacio además de dar la sensación de que la habitación está abarrotada. En función de la edad de nuestro peque, optaremos por una cuna o bien una cama de líneas sencillas, a poder ser en tonos claros o madera natural. Si queréis seguir la pedagogía Montessori en casa, os recomiendo que busquéis una cama a ras de suelo, en la que vuestro peque pueda subir y bajar de manera autónoma

cama montessori habitación infantil

Con respecto a la ropa de cama seguiremos la premisa de los colores claros y en tonos pastel para aportar calidez a este rinconcito que tiene que ser lo más confortable posible. Otro consejo que os puedo dar es no llenar la superficie de la cama de cojines y peluches. Si bien, unos pocos pueden darle un toque hogareño, un exceso de estos va a generar de nuevo esa sensación de saturación que no es para nada lo que estamos buscando.

> Entorno con estímulos (pero sin pasarse)

A parte de ser un lugar de descanso, la habitación de nuestros hijos también es un espacio de desarrollo.

Los niños y niñas necesitan estímulos para aprender, desde las primeras edades, se sienten atraídos por aquello que les rodea y podemos ver el interés que muestran, ya de bebés, por aquellos elementos que están a su alrededor. La habitación de los pequeños tiene que tener elementos estimulantes, que despierten su curiosidad, su imaginación, … pero debemos procurar que estos no sobrecarguen el espacio ya que, en exceso, pueden ser contraproducentes.

Algunas ideas en función de la edad y los intereses de vuestros pequeños pueden ser colgar algún elemento del techo o paredes, colocar un espejo a la altura de los peques, pintar una zona de la pared de pizarra, colgar estantes para cuentos, … Como podéis comprobar, hay muchas opciones, solo se trata de buscar las que más se adecuen a vuestras necesidades y siempre recordando la norma de no excedernos.

> Introducir elementos que aporten calidez

puntlo de luz habitación infantil

La habitación es un lugar muy especial en el que tenemos que sentirnos a gusto para poder tener un descanso de calidad. Incluir pequeños detalles que aporten confort y calidez favorecerá esa sensación de bienestar que pretendemos promover.

Un suelo de madera, por ejemplo, es perfecto para este objetivo ya que va a ser mucho más agradable andar por encima de la madera que en baldosa. No obstante, si en vuestra casa no disponeis de este tipo de suelos, una buena alternativa puede ser poner una alfombra para que vuestro hijo o hija pueda estar descalzo sobre ella o sentarse en el suelo a jugar teniendo la sensación de calidez.

En esta línea y para ayudar a darle a la habitación ese toque acogedor que buscamos podemos poner un pequeño punto de luz. Un aspecto a tener en cuenta serà que esta luz  no sea muy potente ya que nuestro objetivo no es iluminar la estancia; para esto seran más adecuadas las bombillas de tonos cálidos (amarillos) que las de tonos fríos (azulados). Nos puede servir una pequeña lamparita, una guirnalda de luces, … que instalaremos en un lugar en el que el niño o niña tenga acceso y pueda encenderla y apagarla sin ayuda del adulto.

> Respetar el espacio

Si una cosa quieren los pequeños es espacio; espacio para crear, para jugar, para moverse, … Ya sé que las habitaciones infantiles suelen ser de medidas bastante escasas, más aún teniendo en cuenta las necesidades de niños y niñas, es por eso que, a la hora de crear o diseñar este espacio habrá que tener muy claro este aspecto.

Si bien hay mobiliario que no podemos obviar (un claro ejemplo de esto es la cama), hay otro sobre el que tenemos más capacidad de decisión: ¿ponemos o no una librería?, ¿colocamos un gran armario o uno más pequeño?, ¿queremos tener una mesa con sillas u ocupará demasiado?… Todas estas decisiones son las que tendremos que tomar siempre  respetando, tanto cuanto podamos, el hecho de dejar espacio libre para nuestro peque.

Como veis, teniendo en cuenta algunos detalles podemos ofrecer a nuestros hijos e hijas una habitación pensada para ellos y su desarrollo

Para los que queráis ir un poco más allá y diseñar una habitación basada en la pedagogía Montessori, os recomiendo que visiteis la página principal mihabitacionmontessori.com en la que podreis profundizar un poco más en este método y, además encontraréis muchísimas ideas para crear una preciosa habitación para los más pequeños.